Remedios naturales para curar el dolor de garganta – Amigdalitis


La amigdalitis se caracteriza por un fuerte dolor de garganta, especialmente al tragar. Cuando el dolor es ya muy fuerte y muy evolucionada, lo mejor es ir al médico y luego atacar a la amigdalitis con antibióticos. En unos pocos días, estará mejor, y cuando haya terminado de tomar el antibiótico (siempre hasta el final, se curó de la amigdalitis.

¡Sin embargo, si puede identificar la amigdalitis temprano es capaz de utilizar remedios caseros y remedios naturales para curarla, y será mucho mejor para su cuerpo!

Remedios caseros y naturales para curar la amigdalitis – dolor de garganta

¡Hay varias alternativas naturales para combatir el dolor de garganta, os dejamos aquí algunos remedios que se pueden utilizar y hacer en casa para aliviar y curar el dolor de garganta!

Además del dolor de garganta conocida, la amigdalitis también causa fiebre, malestar general, la presencia de puntos blancos en la garganta, etc.

Remedio casero con agua y sal para la amigdalitis

La sal es un excelente remedio casero para la amigdalitis. Es antiséptico y ayuda a despejar la garganta y suela el moco espeso que se formó en la garganta debido a la infección, que produce pus. Por lo tanto, la sal será capaz de ir aliviando el dolor que se siente.

Añadir una cucharadita de sal en un vaso de agua tibia. Mezcle bien y haga gárgaras con esta mezcla durante 5 minutos dejando que el agua va más profunda de su garganta.

Realice este procedimiento al menos 4 veces al día, pero puede hacer más a menudo si siente la necesidad.

Infusión de eucalipto para la amigdalitis

Un té de eucalipto es también una excelente alternativa para curar la amigdalitis. No sólo para el dolor de garganta, pues un té de eucalipto también es excelente para tratar y curar otros problemas respiratorios. El Eucalyptus ayuda a reducir el dolor de garganta debido a sus propiedades anti-inflamatorias.

Para hacer este té para la amigdalitis o dolor de garganta, simplemente es necesario hervir un poco de hojas de eucalipto, colar y beber mientras está todavía caliente. Beber tres tazas de esta mezcla por día. Usted puede agregar miel para endulzar, pues la miel también ayuda a curar la amigdalitis.

Remedio casero con miel y jengibre para la amigdalitis

Té con la miel y gengivre es ideal para aliviar el dolor de garganta causado por amigdalitis. Este té se usa para hacer gárgaras.

Ingredientes para este remedio natural:

Clavel (1);

Jengibre rallado

1 Vaso de agua;

Una cucharada de miel.

Cómo preparar este remedio natural para la amigdalitis:

Coloque el agua hirviendo. Cuando empieza a hervir, apague el fuego y añada los dientes de clavo de olor y jengibre o utilice el jengibre rallado. Cole la mezcla y agregue la miel. ¡Remueva todo bien, y haga gárgaras con este medicamento mientras está caliente, 3 veces al día!

La miel es un excelente antiséptico natural y el jengibre es un potente anti-inflamatorio. La combinación de estos dos productos calma la garganta y alivian el dolor que se siente.

Remedio natural de romero y vino blanco para la amigdalitis

Un vino blanco con la mezcla de romero es muy eficaz en la lucha contra la amigdalitis. Llene un vaso de vino blanco y añada un puñado de romero. Haga hervir durante unos minutos y añada dos cucharadas de miel. Se puede utilizar esta mezcla para beber o para hacer gárgaras (en este caso hacer 3 veces al día).

Remedio casero de manzana y miel para la amigdalitis

La miel, como se ha dicho, es antiséptico y ayuda a despejar la garganta. Comer manzana con miel es una buena manera de acelerar el proceso de curación de su amigdalitis.

Corte una manzana en trozos y añada la miel. Deje reposar durante unos 5 minutos para que la miel pueda penetrar en la manzana y está listo para comer.

Coma 2 manzanas por día.

Remedio casero para la amigdalitis con la zarzamora

El jugo de mora ayudará a aliviar el dolor de la amigdalitis. La mora es una fruta con propiedades anti-inflamatorias y no tiene efectos secundarios.

Ingredientes para este remedio natural:

Vaso de agua;

Copa con moras;

Una cucharada de miel.

Cómo preparar este remedio natural para la amigdalitis:

Pasar todos los ingredientes en una licuadora y beber la mezcla de inmediato.

Esta mezcla ayuda a aliviar el dolor de garganta gracias a la potencia antiinflamatoria de las moras y las propiedades antisépticas de la miel que ayudan a eliminar las bacterias que causan la amigdalitis.

Remedio casero para la amigdalitis con salvia

Un té de salvia para hacer gárgaras es una gran manera de utilizar un remedio natural para aliviar el dolor de garganta. Esta mezcla tiene flavonoides y sustancias amargas que ayudan en la curación de la enfermedad.

Ingredientes para este remedio natural:

2 cucharadas de salvia;

1 Vaso de agua;

Una cucharada de miel

Cómo preparar este remedio natural para la amigdalitis:

Coloque el agua hirviendo. Cuando empezar a hervir, apague el fuego y añada la salvia. ¡Dejar enfriar a temperatura ambiente y remover todo bien y hacer gárgaras con este medicamento mientras está caliente entre 2 a 3 veces al día!